españa, Eurovisión 2021, Países Bajos, Rotterdam 2021, Rotterdam Ahoy

Blas Cantó descubre los molinos de viento de Kinderdijk, una de las joyas de los Países Bajos

Tras la primera jornada de ensayos, Blas Cantó se ha tomado un descanso en su agenda de Eurovisión 2021 para disfrutar de uno de los tesoros de los Países Bajos: los molinos de viento de Kinderdijk. A escasos 30 kilómetros de Róterdam, la ciudad anfitriona de la 65ª edición del festival, se encuentra este Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO, que lleva controlando el agua los neerlandeses desde hace más de 300 años.

Blas junto a sus coristas: de izquierda a derecha, Irene Alman, Héctor Artiles, Alba Gil, Dángelo Ortega y Daira Monzón. RAÚL TEJEDRO (RTVE)

Los diecinueve molinos, construidos en el siglo XVIII, forman un paisaje espectacular. Su singularidad arquitectónica contrasta con el entorno natural donde están enclavados. El representante español, acompañado de sus coristas Alba, Dángelo, Irene, Héctor y Daira, no han perdido la oportunidad de posar ante uno de los “monumentos” más fotografiados del país. 

La delegación española al completo ha podido contemplar los Windmills neerlandeses en una excursión programada por la organización del festival y guiada Astrid y Yanet. Ellas han ilustrado al equipo con la historia de los molinos y la localidad, de poco más de 900 habitantes.

“Los molinos de Kinderdijk se construyeron para mantener seca esta zona y prevenir de inundaciones”, han explicado. Junto a ellos, forman esta escena típica numerosos cursos de agua, diques y presas.  Durante el tour, candidato de España se ha encontrado con numerosos fans que le han deseado suerte para el próximo 22 de mayo y le ha obsequiado con productos localescomo galletas waffle de sirope, caramelos Napoleón o regalices negros. 

Pero la sorpresa más especial se la ha regalado Anna, una seguidora de 13 años e hija de la guía Yanet. La joven le ha dedicado un baile al son de “Voy a quedarme” que ha emocionado a Blas Cantó. Al final de la jornada, la delegación ha podido descansar en el único restaurante del pueblo, De Klok. Allí han degustado uno de los platos típicos de la cocina neerlandesa (aunque originario de Francia), las krokets. Un bonito día, con lluvia intermitente incluida, que ha servido para coger fuerzas y energía de cara al segundo ensayo de España. 

Fuente: RTVE.es

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s